Fuente de los Doce Caños

La fuente de Nuestra Señora del Carmen, popularmente conocida por la Fuente de los Doce Caños, está enclavada en el centro de la población y se surte de manera natural por un manantial que está situado a los pies del cerro de Santa Brígida. Es una obra civil construida en 1889 y fue costeada por la aportación del pueblo, su construcción se asemeja a una gota de agua vista desde lejos o desde arriba.

 

 

Otras fuentes de la localidad que conservan también su uso son: la de Venecia, en la plaza del mismo nombre; La Rábida y los manantiales de la Fuente Santa, la del camino de Las Chinas, La Salud, la fuente de la Teja y El Socavón.